BRIEF

   

La intención del equipo de AIJU con este proyecto era la de crear un juguete que ejemplificase el potencial de la colaboración entre profesionales del diseño industrial y otros profesionales que pueden aportar un alto valor creativo como son los ilustradores.
Para potenciar este tipo de colaboraciones el Instituto Tecnológico del Juguete ya había editado la publicación "Made In Spain - Guía de la ilustración para la industria del juguete" En ella se informa sobre cómo trabajar con ilustradores, se presentan casos de éxito empresa-ilustrador, así como una selección de ilustradores, sus trabajos y contacto.

Buggie tenía que ser un coche de juguete que contara con las siguientes características:

· Ser un juguete que reflejara los beneficios de esta colaboración Diseñador industrial - Ilustrador.
· Ser innovador, en cuanto a diseño y en cuanto a materiales
· Tener muy buenos acabados
· Estar diseñado y fabricado integramente en España

El público objetivo de este juguete no eran los niños, sino personas adultas relacionadas con el sector del juguete.